Álex Vasco: “Aproveché el parón por la pandemia para formarme, y me ha servido”

Álex Vasco Piñeiro (Lugo, 1998) practica fútbol de manera ininterrumpida desde hace 16 años y entrena desde hace cinco, pero la pandemia resultó la excusa perfecta para hacer un parón en el camino y profundizar en su formación. El hecho de obtener el título de Técnico Deportivo en Fútbol Nivel 1 con CENTED le proporcionará la oportunidad de realizar las prácticas en el CD Lugo. A su vez, Álex mantiene su actividad como entrenador en la SCD Milagrosa, con la que llegó a debutar en Preferente cuando era juvenil. Hoy, charlamos con él para conocerle un poco más.

Pregunta: ¿Cómo fueron tus inicios en el fútbol?

R: Empecé a jugar con seis años en la Milagrosa, y pasé por todas las categorías del club hasta llegar al sénior. A entrenar comencé con 17, como ayudante en biberones, prebenjamines y benjamines. Mi primer equipo lo cogí con 19. También suelo trabajar con los porteros.

P: ¿Cuándo empezaste a querer ser entrenador?

R: Mi vida siempre ha estado ligada al fútbol. Como es mi pasión, decidí probar a entrenar y me enganché (risas). Este año aproveché el parón por la pandemia para formarme.

P: ¿Qué te aporta dirigir a un equipo de fútbol base?

R: A nivel personal me da bastante confort. Más que entrenadores, como siempre nos dicen, somos formadores. Tenemos que tratar de inculcar valores a los niños. En mi caso, como técnico, tengo claro que hay que empezar desde abajo e ir paso a paso. Después, el tiempo dirá hasta dónde podemos llegar.

P: ¿Qué cualidades crees que debe tener un buen entrenador?

R: Es importante poseer conocimientos, claro. No es igual entrenar a chicos de cinco años que de nueve. Tienen necesidades diferentes y hay que entrenar aspectos técnicos distintos. Pero, sobre todo, lo que se necesitan son ganas y entusiasmo.

P: ¿Cómo sería un equipo tuyo si tuvieses la oportunidad de dirigir a un conjunto sénior?

R: Primero tendría que saber qué perfil tienen los jugadores: de nada sirve que pretenda jugar combinativo si mis futbolistas no tienen las capacidades técnicas adecuadas. Si me gustaría practicar un fútbol asociativo en el que el equipo lleve la iniciativa.

P: ¿Qué tipo de entrenamiento te gusta?

R: La inexperiencia me llevó a utilizar muchos ejercicios analíticos en mis inicios, pero con el tiempo comprendí que es mejor emplear los globales: juegos reducidos, 2 contra 1, etc., situaciones que se asemejen más al juego real. De vez en cuando, para perfeccionar, un ejercicio analítico está bien, pero me inclinaría más por juegos integrados y reducidos. Con los reducidos puedes entrenar todo.

P: ¿Qué importancia le das al aspecto psicológico del futbolista?

R: Mucha. Todo el mundo tiene sus problemas: familia, estudios… Si estás mal anímicamente, eso afectará a tu comportamiento técnico, táctico y físico. Creo que el factor psicológico condiciona más al resto que el resto al psicológico.

P: ¿Cuándo hay que elogiar y cuándo darle un toque a un futbolista?

R: El toque es mejor dárselo cuando estáis a solas. Si lo haces en un entrenamiento y se lo dices delante de todo el grupo, el jugador puede llegar a frustrarse. Hay que proceder a ello si ves que no está dando todo lo que puede dar. Al futbolista, por otro lado, no hay que elogiarle continuamente, pero sí es necesario reforzarle si consigue una mejora. Un elogio constante puede llevar a la relajación.

P: ¿Ves algunos conceptos que les cueste más interiorizar a los jugadores para luego llevarlos a los partidos?

R: Sí, por ejemplo el tema de fijar contrarios cuando somos poseedores. Muchas veces los futbolistas no entienden que deben acercarse al rival y generar situaciones de superioridad.

P: ¿A qué entrenadores tomas como referencia?

R: En la Milagrosa siempre he tenido como ejemplos a Javi Baamonde y Luisón, sobre todo porque son estilos totalmente distintos. Luisón utiliza un mando más directo y Javi es más relajado. Trabajar con ambos me sirvió para aprender de los dos. En la élite, me gustan mucho José Luis Mendilibar o Javi Gracia.

P: ¿Qué consideras que te ha aportado realizar el Nivel I con CENTED?

R: Decidí parar de entrenar porque consideraba que debía formarme bien. Ahora tengo una mayor base para hacer entrenamientos más competentes. El curso tiene bastante carga de trabajo, pero merece la pena.

P: ¿Qué asignatura te ha gustado más?

R: Me inclinaría por Táctica, con Anxo Casalderrey. Cuanto más domines esos conceptos y mejor sepas

Deja un comentario

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad